Inicio Viajes y Turismo Auschwitz: una visita imprescindible cerca de Cracovia para no olvidar el pasado

Auschwitz: una visita imprescindible cerca de Cracovia para no olvidar el pasado

78
0
Compartir



Cracovia es una de las joyas de Polonia. Además de albergar una gran cantidad de monumentos, museos y otros lugares que visitar llenos de historia, se trata de una ciudad cargada de un gran ambiente cultural y artístico y ocio nocturno en cada una de sus calles. Sin embargo, esto no es lo único que te espera en Cracovia, pues la ciudad ha sido objeto de persecuciones nazis y por ello se encuentra el primer campo de concentración que se construyó, Auschwitz.

En primer lugar, una visita imprescindible en Cracovia es la Plaza del Mercado. Se encuentra en pleno centro de la ciudad y, además de albergar un gran ambiente nocturno lleno de música, terrazas y gente riendo, esta plaza contiene varios puntos turísticos: la Basílica de Santa María, la Lonja de los Paños, la torre del antiguo Ayuntamiento y la iglesia de San Adalberto. La Plaza del Mercado es una de las plazas medievales más grandes de Europa.

Una vez en Cracovia, es importante callejear por el casco antiguo, Stare Miasto. La calle Florianska se encuentra al lado de la Plaza del Mercado y cuenta con numerosos restaurantes, tiendas y bares, además de disponer de grandes puntos turísticos como la puerta Florian y la Barbacana, una enorme fortaleza militar que aún se mantiene muy bien conservada.

La colina de Wawel es otra de las zonas más bonitas y turísticas de la ciudad. En ella se encuentra el Castillo Real y la Catedral de Wawel. Aunque no se quiera entrar al castillo y la catedral, pasear por todos los rincones y jardines que rodean esta fortificación merece la pena. Además, a las faldas de la colina, se encuentra el dragón de Cracovia, un monumento en honor a la leyenda de un dragón que supuestamente aterrorizaba a los habitantes de la ciudad años atrás. La estatua lanza fuego por la boca cada cinco minutos.

En Cracovia existen otras muchas zonas y monumentos imprescindibles de visitar. Además, no puedes coger el avión de vuelta sin haber probado su deliciosa gastronomía y haber disfrutado de la amplia variedad de bares y pubs que ofrece la ciudad, pues la vida nocturna en Cracovia es inmejorable. Sin embargo, de entre tantos rincones y lugares de interés, en Cracovia se esconde tristeza y dolor dentro del campo de concentración de Auschwitz.

Aunque no es una parada agradable, merece la pena visitar uno de los primeros campos de concentración que existieron en Europa. Al principio se trataba de un campo que solo recluía presos políticos pero terminó siendo lugar de prisión y trabajos forzados para judíos, homosexuales, mujeres y niños, entre otros.  Auschwitz fue testigo de más de un millón de muertes con la cámara de gas y hornos crematorios que aún mantiene intactos el campo de concentración.

Se trata de una visita donde es posible ver las barracas donde se alojaban los detenidos, la fábrica de armas, las celdas donde se castigaban a los presos, la cámara de gas, los hornos crematorios y documentos oficiales y relatos escritos por algunos sobrevivientes. Puede parecer triste y terrorífico pero es una buena manera de entender bien el pasado, además de ponerse en la piel de todos los que sufrieron y entender de cierta manera lo que sufren ciertas personas hoy en día con tanto radicalismo que aflora.



Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*